Anuncio desde la Federación Mundial de Hemofilia sobre el COVID-19 Coronavirus y sus cuidados

posted in: Uncategorized | 0
Con información de la Federación Mundial de Hemofilia, (World Federation of Hemophilia)

(Publicación original en: https://news.wfh.org/es/pandemia-de-covid-19-enfermedad-del-coronavirus-2019-causada-por-el-virus-sars-cov-2-recomendaciones-practicas-para-pacientes-con-hemofilia/)

Desde diciembre de 2019, la enfermedad ahora conocida como COVID-19, o como se ha dado a conocer Coronavirus, se ha convertido en un problema de salud pública vigente. La Federación Mundial de Hemofilia (FMH), al igual que la Federación de Hemofilia de la República Mexicana (FHRM), se comprometen a garantizar que proporcionemos información exacta y al día que pudiera afectar a la comunidad de personas con hemofilia y otros trastornos de la coagulación poco comunes.

Los coronavirus pertenecen a una amplia familia de virus que circulan entre los animales, incluso entre los seres humanos, y que pueden causar enfermedades. Los coronavirus humanos son bien conocidos y provocan infecciones que van desde trastornos leves como el resfriado común hasta padecimientos graves que causan complicaciones respiratorias como la neumonía. Entre los coronavirus que provocan estas enfermedades graves se cuentan el coronavirus causante del síndrome respiratorio agudo severo (SARS CoV) y el coronavirus causante del síndrome respiratorio de Medio Oriente (MERS CoV).

El virus causante del COVID-19 es un virus nuevo para la salud pública y, en consecuencia, hay mucho que aprender sobre él. La información científica actual sobre la transmisión del COVID-19 se basa en gran medida sobre lo que se conoce acerca de virus similares. Los análisis del brote en China ofrecen cierta información sobre la distribución etaria de las personas afectadas, el espectro de la enfermedad, la gravedad y los síntomas.

Actualmente no existe un riesgo conocido para la sangre, los hemoderivados y los productos derivados de plasma.

Con base en su tamaño relativamente grande (120 nm de diámetro) y su estructura, que incluye una envoltura lípida, el virus causante del COVID-19 sería inactivado mediante tratamiento con solventes/detergentes (S/D) y/o eliminado mediante nanofiltración, dos métodos que ya forman parte del proceso de fabricación de concentrados de factor de coagulación (aunque algunos productos no se someten a nanofiltración).

Para pacientes con hemofilia que actualmente reciben tratamiento con concentrados de FVIII o de FIX recombinantes estándar o de vida media prolongada, FEIBA, FVIIa o emicizumab

  1. No hay motivo para modificar el régimen de tratamiento recomendado.
  2. En esta etapa, no hay motivo para temer una escasez de productos de tratamiento,problemas de fabricación o interrupción en la cadena de suministro.
  3. Si el suministro en casa o en el hospital fuera limitado, comunicarse con los centros detratamiento de hemofilia (CTH).
  4. Si se administra tratamiento en el hogar, no pedir más productos de reemplazo de losrazonablemente necesarios. No obstante, sería prudente contar con unas cuantas dosis adicionales para uso en el hogar, en caso de que llegaran a presentarse retrasos o perturbaciones en la entrega de los productos.

Para pacientes que reciben tratamiento con FVIII/FIX derivados de plasma

  1. La inactivación viral y los procedimientos de eliminación utilizados son suficientes para destruir virus con envoltura lipídica como el SARS-CoV-2.1
  2. No se recomienda cambiar de producto.
  3. Hasta ahora no se han detectado perturbaciones en el suministro de productosderivados de plasma. En esta etapa, la principal preocupación es un decremento en la recolección de plasma al inicio del proceso de producción de productos derivados de plasma.2,3
  4. La donación de sangre y plasma sigue siendo un proceso seguro, y la necesidad de donaciones de plasma es mayor que nunca. El apoyo de actuales y nuevos donantes es indispensable para mantener un suministro adecuado de sangre y plasma durante esta pandemia.
  1. Se recuerda a todos los CTH y centros de recolección de sangre y plasma que sigan las directrices para proteger tanto a su personal como a los donantes, y para evitar la diseminación del SARS-CoV-2 mediante el contacto entre seres humanos a través de gotitas del sistema respiratorio, así como de fómites (material contaminado).4
  2. En el caso de pacientes que reciben tratamiento con otros hemoderivados que no son inactivados viralmente (e. g.: crioprecipitado, plaquetas), las decisiones de tratamiento deberían basarse en un análisis del riesgo/beneficio médico que equilibre la seguridad de no administrar tratamiento en caso de un episodio hemorrágico y cualquier riesgo residual de contraer otra infección.

Medidas específicas en caso de admisión hospitalaria de un paciente con trastornos de la coagulación infectado con COVID-19

  1. Buena comunicación entre el hospital al que ingresa el paciente y el CTH.
  2. Hacer arreglos para la terapia de reemplazo / garantizar el acceso venoso.
  3. Informar al equipo si el paciente recibiera tratamiento con emicizumab (debido alriesgo de manejo inadecuado y de malinterpretación de los análisis de laboratorio hemostáticos por parte de profesionales de la salud no familiarizados con este fármaco).11
  4. Informar si el paciente forma parte de un tratamiento experimental en curso con agentes reequilibrantes (anti-IFVT y fitusirán) y si tuviera riesgo de trombosis o de otros desequilibrios del sistema coagulatorio, o si se hubiera sometido recientemente a un tratamiento de terapia génica. De ser así, establecer comunicación con el CTH.Si se llegara a contraer la infección del COVID-19, algunos médicos recomiendan terapia profiláctica y el mantenimiento de concentraciones de factor más elevadas como precaución ante una posible hemorragia pulmonar debida al grave daño que causa el SARS-CoV-2, y al incremento de la presión sanguínea en el cerebro producida por la fuerte tos y el sonarse la nariz, los cuales también podrían provocar una hemorragia. Se han reportado casos con pruebas que apoyan lo anterior.

Como en el caso de cualquier enfermedad infecciosa preocupante para la salud pública, existe una mayor concientización para personas que padecen un trastorno subyacente, como la hemofilia y otras enfermedades hematológicas poco comunes. El virus se transmite de persona a persona, mediante gotitas emitidas por el sistema respiratorio de quienes se encuentran en proximidad.

Actualmente no existe una vacuna para prevenir el COVID-19. La mejor manera de prevenir la infección es evitar exponerse a cualquier fuente de transmisión. Entre las medidas de prevención se cuentan las siguientes:

  • Lavarse las manos frecuentemente, con agua y jabón, por lo menos durante 20 segundos.
  • Utilizar desinfectante de manos es una alternativa al agua y jabón.
  • Evitar tocarse ojos, nariz y boca sin antes haberse lavado las manos.
  • Evitar el contacto cercano con personas sintomáticas (que tosen o estornudan).
  • Permanecer en casa si se sintiera enfermo(a).
  • Cubrir la tos o el estornudo con la parte interior del codo.
  • Limpiar y desinfectar objetos y superficies que se tocan con frecuencia.El COVID-19 es una enfermedad respiratoria; por ende, no sería sorprendente escuchar que hay un mayor número de casos y repuntes en las regiones afectadas por el brote. Es también probable que se extienda a regiones que actualmente no están afectadas. Existe una fuerte posibilidad de que haya un incremento constante en los casos de personas que presentan

síntomas y resultados positivos a la prueba de detección del virus, independientemente de que tengan un historial de viaje a las zonas afectadas, lo cual dará lugar al contagio generalizado.

No obstante, es poco probable que cambie la evaluación del riesgo para hemoderivados y productos derivados de plasma, con base en los conocimientos científicos actuales. La FMH continuará monitoreando estrechamente la situación y proporcionando actualizaciones exactas, con bases científicas, según sea necesario y conforme evolucione la situación del COVID-19 y se comprenda mejor el cuadro clínico completo.

Las noticias cambian diariamente. Actualizaremos la información de la FHRM conforme sea necesario, basándonos en información oficial y verificada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *